25.3.15

Ruido o comunicación…?



Últimamente hay un tema que me tiene algo desconcertada. Cada vez que asisto a una charla, conferencia o speech, me encuentro un tipo de personaje que me molesta en exceso. Es un personaje conocido, muy conocido, no porque sea nuevo, sino porque ha modificado su manera de actuar. Es el que radia lo que acontece sin ningún tipo de respeto ni por el que da la charla, ni por el que la escucha.

Es ese ser molesto que antaño hacía una crónica en paralelo y de manera subjetiva de lo que estaba pasando, ya fuera fútbol, la boda de Lady Di, una película o las broncas de los vecinos.

Ese personaje que ni come ni deja, que desconcentra a Dios, que se piensa solo en el mundo o que el mundo es el que debe de estar a sus pies. Ese personaje que todo lo filtra a través de su ojo clínico y marca sentencia con cada palabra.

Sí, me refiero a ese personaje que mientras que el conferenciante habla y expone unos argumentos, él se dedica a hablar, twittear, facebookear, instagramear, etc, etc… absolutamente de todo, incluso selfies en un alarde de "yo estuve allí". 

Yo que queréis que os diga, me enseñaron a escuchar y no molestar, a prestar atención, y sigo gastando libreta y boli para mis anotaciones.

Pero mi desconcierto no es por lo anteriormente expresado, es porque a lo mejor ese conferenciante y dado el mundo en el que vivimos, quiere, necesita ese ajetreo de dedos, esa pérdida de atención momentánea o constante en pro de difundir más allá de la sala lo que ocurre y cómo no, llegar a tener un hastag y si me apuras ser trending topic. Qué sabría yo lo que era hace unos años semejantes palabras?

Con lo cual me da por pensar que quizá las tornas han cambiado, que quizá escuchar se interprete como estar pasivo y molestar con ser activo.

Me recuerda un poco a aquellos viajes que no disfrutabas por estar constantemente detrás de un objetivo. Un reportaje para recordar… Pues claro hija de mi vida, amor de mis amores, si te lo has perdido de principio a fin… buscando la luz, el encuadre y el gesto…

Por lo tanto, os pido opinión al respecto. En ese tipo de charlas, ¿hasta que punto el conferenciante quiere comunicar, o eso pasa a un segundo plano y lo que quiere es repercusión y ruido en los medios?

¿Hasta que punto yo como receptor de la información comienzo a ser víctima de una puesta en escena más espectacular que formativa?

¿Estoy equivocada y la nueva comunicación ha de pasar indiscutiblemente por estas interferencias?

Os juro que algunas veces y con la actividad frenética que me rodea, llego a pensar que me he quedado anclada en el Pleistoceno. 

Señoras y señores, yo seguiré escuchando, que aprendo mucho y si alguien me da una razón de peso, la escucharé encantada. 

Vir

23.3.15

Diseñar para amigos… Blog de una Jubilada

Cabecera para el Blog


Hace algunos días Ana González Duque, me decía "tenemos que hablar…" Como es natural, y teniendo en cuenta que de ella no se puede esperar nada malo, le respondí "cuando quieras". 

Ana ha confiado en mi en varias ocasiones para hacerme cargo del diseño de algunos de sus proyectos. La primera vez fue para ilustrar su segunda novela "Planes de Boda", segunda parte de "El blog de la Doctora Jomeini" y la siguiente, para la cabecera de su blog de literatura "El fogón". Y como no hay dos sin tres, me propuso como regalo de cumpleaños, diseñar la cabecera del blog de su madre, la también bloggera Isabel Duque

Soy lectora de los blogs de ambas, pero hoy toca contaros algo de mi querida Isabel, alias Jane Jubilada. 

Isabel es una persona vitalista, en palabras de su propia hija: "ye-ye". Le gusta disfrutar de la vida, de sus libros, de sus amigos… Adora leer, escribir, cocinar y brindar con un buen vino, además de haber hecho sus pinitos en el mundo de los caldos. Vive en el campo, rodeada de palomas con pedigree y ella, como ex-profesora de filosofía y mente lúcida, es una "coruja". En Canarias, a las lechuzas se las llaman así, por lo tanto una de las ideas base estaba servida, aparte de que mi querida amiga tiene una preciosa colección.




Leer el blog de Jane (Isabel) es notar ese pulso, ese poso de sabiduría hecha a base de sencillez. Encajar un hilo conductor para el diseño, fue sencillo ya que sus escritos cuentan mucho de ella, lo realmente complicado fue encontrar esa armonía entre tipografías y depurar las ideas que verdaderamente iban a articular el diseño: 

1º Tipografía inglesa (Jane Austen) + tipografía alegre con connotación docente (profesora de filosofía) para el nombre del blog.
2ª Protagonista que funcionara como eje y mostrara una actitud.
3ª Libros: pasión.
5ª Lechuza: sabiduría+filosofía+colección.
6ª Elementos que aportan información: vino+cocina+paloma.
7ª Color: Gamas de verde: Vitalidad y naturaleza.

Para finalizar mi regalo a esta estupenda mujer para que termine de rematar el nuevo diseño para el perfil del blog. 

Diseño para el perfil del Blog


Feliz lunes y a coger con ganas la semana.


Vir






20.3.15

Historias hechas de tinta…


Simón Prades es un diseñador e ilustrador que maneja con maestría las técnicas tradicionales de la tinta, el agua tinta, la acuarela y el lápiz. Más tarde, los remata digitalmente para garantizar calidad y versatilidad de aplicación.

Este ilustrador de padres alemanes y españoles, trabaja para reconocidos periódicos, revistas, editoriales y agencias de publicidad. Además es profesor en Alemania en una escuela de diseño.

Su trabajo es sugerente y lleno de matices, que consigue al entrelazar historias, denuncia social y simbolismo… Por otro lado, el uso de la tinta aporta dramatismo y potencia visual a cada una de estas ilustraciones.

Trabaja igualmente bien los diseños abiertos como cerrados, jerarquiza lecturas y desde luego no deja indiferente.








Si queréis ver más sobre este diseñador-ilustrador aquí tenéis su web.

Feliz fin de semana.

Vir

16.3.15

Harta y orgullosa de…


Hace unos días se nos ponían los pelos como escarpias ante unos carteles que rezaban:
"Estoy harto de los españoles"


Pero bueno…, semejante insulto…, en nuestras calles…, algo así como: "eso no me lo dices en la cara… pero te lo digo y con mal gesto".

La polémica no se hizo esperar y  las redes se incendiaron… 

Esa era la primera fase de una campaña que no era otra cosa que una suerte de revulsivo, de "crecerse ante el ataque", de "te voy a demostrar que estás equivocado…", de "me has tocado el orgullo…"

La segunda fase se lanzó el jueves pasado y ya eran españoles los que ponían rostro y pregonaban otros mensajes. Españoles casi anónimos que lucen talento donde quieran que vayan.





Por suerte, he tenido y tengo la oportunidad de relacionarme con extranjeros y españoles que andan por todo el mundo y que trabajan codo con codo, con gentes de otros países. Somos nosotros los que estamos cargados de complejos, de un sentimiento de inferioridad casi infantil, que muchas veces nos arroja piedras sobre nuestro tejado. 

Donde vamos destacamos, nos valoran, les aportamos chispa, alegría de vivir, somos generosos con nuestro saber, admiran nuestra adaptación y versatilidad, nuestra capacidad de improvisación y resolución de problemas fuera de cauces convencionales… y son los primeros en reconocer nuestro talento.

Pero la cosa no se queda ahí, agradecen nuestra cercanía, que les ayudemos a integrarse en el caso que sean ellos los que pisen nuestra tierra, que les facilitemos las cosas y les ayudemos a contemplar otros puntos de vista…

Si este tipo de campañas sirven para que creamos más en nosotros, bienvenidas sean.

Si queréis más información al respecto:
aquí, aquí  y aquí.

Feliz comienzo de semana
Virginia

13.3.15

Orión no cierra…



Con un portazo, no, al menos déjala entornada,
que sepamos que estás bien,
que oigamos tus ruidos, tu música y el pasar las hojas de los libros…

Que intuyamos la luz de la lámpara, 

que oigamos tus pasos, que aunque silenciosos están cargados de fuerza.

Si necesitas silencio… tenlo.
Si necesitas tiempo… tómatelo.
Si necesitas ayuda… pídela.
Si necesitas que todo salte por los aires… piénsalo…
no dinamites antes de tiempo… que luego todo son escombros…

No sé si nos venías avisando, si quizá no supimos leer los síntomas de manera adecuada o respetamos en exceso tu espacio. No sé.

Has tejido unos lazos, no los sueltes…

Me enseñaste el mar, las estrellas, la sabiduría de muchas culturas…
Regalaste arte, moda, deporte, política, humor y mucho carácter…
Compartiste amor por una tierra y una forma arriesgada de mirar el mundo…

Te esfuerzas por querer ser invisible y no lo consigues… un día de estos mi abrazo te dará la respuesta.

Si necesitas distancia, la respetaré
y recuerda, que al corazón no le gusta estar solo.

Vir, Estrella de Luz

• • •
Feliz fin de semana

11.3.15

Recetas ilustradas: emociones más allá del paladar…


Los que pasáis habitualmente por aquí conocéis mi debilidad por las historias. Además, sabéis que no concibo una buena ilustración, diseño o  marca sin una historia detrás que la dote de contenido. 

Por otro lado, los que lleváis más tiempo también sabéis que me gusta la cocina y que por esta casa, los viernes se dejaban caer recetas. Hoy retomo de algún modo el tema, pero desde otra perspectiva: Las recetas ilustradas. Un mundo mágico en el que dibujos y palabras cuentan en paralelo y llenan antes de tiempo los sentidos.

Como muestra y para que disfrutéis de lo lindo, os dejo unas cuantas.


















La mayoría de estas recetas están vinculadas a una web maravillosa: Recetas ilustradas y en cuya página de inicio reza:

 Cocinar es creatividad 
 en el estado más crudo de la palabra. 

 En Recetas Ilustradas nos planteamos mostrar 
 la estrecha relación, el maridaje perfecto 
 que existe entre cocina y creatividad. 

Feliz miércoles

Vir

10.3.15

Escucha…


Escucha… aprende… evoluciona…

Feliz Martes
Vir

9.3.15

Te miro las manos y leo…



Carmen hoy ha encontrado un sobre en una de las tacitas del café, ha recorrido con la mirada a los presentes y nadie la miraba… 

Es un pequeño sobre perfilado en dorado y con una pequeña gota de lacre. Rápida, lo ha metido en el bolsillo delantero y ha seguido con sus quehaceres. Se ha encaminado a la cocina, y como todos los días a primera hora ha repasado el menú. 


Antonio pasa varias veces por delante de la puerta, como siempre, a la carrera. Se detiene un momento y con un gesto de premura la pregunta si hace falta algo. Carmen, como todos los días y con un gesto le dice que no. 

Carmen hoy lo mira de otro modo… ¿habrá sido él el que ha dejado el sobre a su nombre? De manera casi automática descarta esa opción. Antonio es bueno, trabajador, amante de su familia, pero detallista, lo que se dice detallista, no es. Nunca se acuerda del aniversario, y son los chicos los que le recuerdan que tal o cual día es el cumpleaños de mamá. 

Sigue con la faena… Hoy, sopa castellana, ensalada mixta y macarrones de primero. Filete empanado con guarnición, merluza a la vasca y pisto con huevos fritos, de segundo. 


A media mañana comienzan a llegar los clientes habituales… Encarna, la de la mercería; Jose, el del taller; Fernando, un jubilado que vive en el bloque de enfrente; Susana, una anciana pizpireta siempre vestida de colores y con los labios rojos; el chico de Flora… en fin, una pequeña familia de la que se sabe vida, obra y milagros… 

Encarna se acerca y le pide un café con leche y unos churros. 

- Hola guapa, ¿cómo va la mañana? ¿Y Antonio? No le veo por aquí. 

- Hija no sé, aquí me ha dejado con el menú. Ya sabes que siempre va acelerado… Oye, Encarna, ¿te puedo hacer una pregunta? 

- Claro hija, faltaría más. 

- Tú, de la gente que pasa por la taberna, ¿quién crees que me puede escribir una carta? 

A Encarna se le encienden los ojos y no puede contener un pequeño grito. 

- Carmen, ¿no me digas que te han dejado una carta? 

- Caaaaalla… que no sé quién es. 

- Y ¿qué te pone? 

- No sé, aún la tengo en el bolsillo del delantal. 

- Pero hija de mi vida, ábrelo, que tienes un admirador secreto… 

- Un admirador o un loco… 

- Enséñamelo. 

Lo saca a escondidas del bolsillo y se lo enseña con el halo de clandestinidad que requiere el momento. 

- A mi edad, Encarna, que tengo 58 años… Que no soy ninguna mocita… 

- Carmen, es preciiiioso…Este ha sido Antonio. 

- ¿Antonio? Como se ve que no le conoces… A Antonio dale trabajo, coger la furgoneta, atender a los clientes, ir al Merca… pero ¿tener un detalle? No me ha regalado en la vida ni una flor, y mira que a veces ha pasado por aquí una de esas chinitas que venden rosas… Por Dios, que se lo traen al tarro… y ni por esas, hija. 

En ese instante hace acto de presencia Antonio en la barra. Encarna devuelve a prisas el pequeño sobre y con un gesto de zalamería le coge del bracete y le dice: 

- Antonio, tienes una mujer que no te la mereces… un día de estos te la llevan. 

Antonio sonríe y le dice: 

- Lo sé, claro que lo sé. Que son ya muchos años… 

Carmen se sonroja y a la vez se siente culpable por no haberle comentado nada a su marido. Con el sobre aún en la mano le devuelve una mirada de complicidad. Y sin pensárselo dos veces lo saca y se lo enseña. Antonio no se inmuta, y espera a que Carmen diga algo. Encarna, sorprendida por el arranque, toma su café y los churros, y se retira a una mesa. Desde allí vigila reacciones… 

- Antonio, este sobre estaba en una de las tazas de café de la barra, no sé quién lo ha dejado, pero pone mi nombre. No me he atrevido a abrirlo, me sentía culpable por no decírtelo… prefiero abrirlo delante de ti. 

- Anda, mujer, parece mentira… ¿Cuándo te he prohibido yo a ti algo, o me he enfadado por algún piropo? Siéntate a solas en una mesa, abre tu sobre y lee lo que pone, que mientras atiendo yo la barra y echo un ojo a la cocina. 

Carmen se sienta en la mesita de la esquina y con un cuidado exquisito levanta la gota de lacre. Encuentra una nota doblada, escrita en papel de seda. Comienza a leer. 

Esto no es una carta, es el agradecimiento a toda una vida… 

Levanta la cabeza y de lejos mira a Antonio que está sirviendo un café. Continúa. 

…es el agradecimiento a toda una vida, 
a un esfuerzo común, 
a un “tira del carro” si yo no puedo… 

Es un gracias mayúsculo a la mejor compañera de viaje, 
que me ha enseñado que el respeto se gana, 
las obligaciones se comparten y los hijos son de dos.
Nunca te arrugaste ante las dificultades del negocio, 
siempre supiste que en este viaje los dos teníamos el mando 
y que la confianza era incuestionable… 
Que en esta casa no había puestos de primera y de segunda… 
que tan importante era una buena tortilla de patatas como hacer correctamente la caja… 
que sonreír y escuchar a un cliente era otro ingrediente del negocio… como el tener un buen pimentón. 

Carmen está impresionada… sorprendida… orgullosa de su marido… y aunque esté feo decirlo, orgullosa de si misma. Saca un pequeño pañuelo del bolsillo y se seca las lágrimas. Vuelve a mirar a Antonio, que la besa con la mirada desde la barra. Continúa. 

Carmen, te estarás preguntado el porqué. Hoy es 8 de marzo, Día Internacional de la Mujer. No sería sincero si pretendo ocultar que no lo sabía… ya me conoces. Lo escuché en la radio y se me ocurrió que podía ser un bonito detalle… ya va siendo hora… 

Carmen, te miro las manos y leo cariño, trabajo, humildad… 

Carmen, gracias por compartir tu vida conmigo. 

Te quiero 

Antonio 

Nunca nadie le había regalado este torrente de sensaciones. De verdades duras y hermosas. Antonio había tardado veintiocho años, pero lo había hecho con la sencillez y el aplomo del que imparte justicia y reconocimiento, del que se siente honrado por la compañía…

–––––

Este texto que acabas de leer, lo presenté al VII Concurso de Relato Corto "Por la Igualdad" que convoca la localidad donde vivo. Para mi sorpresa, ya que se trata de una historia cotidiana y sencilla, obtuvo el Primer Premio.

Hoy, un día después de la celebración del Día Internacional de la Mujer lo comparto contigo porque la Igualdad ha de ser algo de todos los días, al fin y al cabo, compromiso y respeto.

Vir

5.3.15

Jugar con la pluma…


Le resultaba duro prescindir de la alabanza que tanto inflaba su ego,
difícil resignarse a perder su única identidad… su propio juego.


• • •
Texto del cartel, sacado de aquí, que aunque el tema no tiene que ver, me dio pie a pensar en otro tipo de personalidad creativa. Y desde luego, agradecer a Luisa que lo pusiera delante de mis ojos. 

Los maestros ayudan a pensar y a preguntarse por todo.

Virginia

2.3.15

Cuadernos de artistas…



Hace unos días volvían a rondar por mi cabeza los llamados cuadernos de artista, eso que genera casi de manera compulsiva cualquier estudiante de Bellas Artes. En mi caso, así fue, hoy, quizá por falta de tiempo se reduce a cuadernos en los que escribo, hago anotaciones, y de manera rápida, recojo alguna idea o boceto.

Pues bien, os presento un proyecto sumamente interesante, que aunque inició sus pasos allá por 2006 en Atlanta, ha ido creciendo rápidamente y ya cuenta con más de 60.000 artistas de todo el mundo.



Sketchbook Project es un proyecto independiente que trata de recoger y documentar obra gráfica en cuadernos de artista. Es una especie de biblioteca con varias sedes físicas y una ambulante (caravana) que ha tenido una estupenda acogida dentro de la comunidad artística.

Pero que mejor que os muestre algunos ejemplos para que entendáis mejor el proyecto.
















Os dejo también algún video para que disfrutéis de manera más completa de alguno de esos cuadernos, aunque en YouTube hay numerosos ejemplos.


Feliz lunes

Vir
Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...